3 Febrero 2015

En América Latina se ha logrado disminuir en 70% del impacto por fraudes en las entidades bancarias; las tarjetas de crédito, débito y las transacciones por Internet son los blancos más vulnerables.

En los últimos años, el fraude a bancos en América Latina ha disminuido 70%al pasar de 18 centavos perdidos por cada 100 dólares pagados a sólo cinco centavos en las transacciones.

Las entidades bancarias aún tienen trabajo por hacer pues las tarjetas de crédito y débito, compras por Internet y ataques con ingeniería social aún son armas de los defraudadores, según la Cumbre Anual de Seguridad Bancaria
CELAES2012,organizadapor la Asociación Internacional de Bancos de Florida(FIBA, por sus siglas en inglés) y la Federación Latinoamericana de Bancos (Felaban)."Las operaciones de compra-venta de productos y servicios a través del denominado `dinero plástico´, el uso de los cajeros automáticos, la utilización de internet para operaciones bancarias y el manejo de un gran número de cuentas de nómina a través de las tarjetas de débito, hacen que los delincuentes busquen formas cada vez más complejas de obtener información de los clientes y estos productos", explica Miguel Ángel Carlos Jaime, director de Prevención y Seguridad Corporativa del Banco Santander México y presidente de CELAES.

Para darle un uso más seguro a tus productos bancarios, toma en cuenta algunas de las medidas de seguridad más importantes.

Cuentas y operaciones de cheques:

1.- Al recibir tu chequera revisa que esté totalmente sellada. Previo a firmar de recibido cuenta el número de cheques, y revisa que la numeración sea consecutivos.

2.- En caso de anomalías o faltantes, no recibas la chequera y notifica de manera inmediata al jefe de Agencia. Sí alguien más recibe por tila chequera, indícale que realice el mismo procedimiento.

3.- Cuida tus cheques en blanco, como sí se tratara de dinero en efectivo y no facilites el uso de la cuenta a terceras personas para depósitos de cheques de dudosa procedencia.

4.- Protege los datos del importe con letra y del beneficiario, utilizando una línea vertical al principio y otra al final de cada dato.

5.- Evita al máximo los cheques al portador, extiende cheques nominativos y, aún mejor, con la leyenda "Para abono en cuenta".

6.- Reporta de inmediato cualquier robo o extravío de documentos en blanco.

7.- Identifica a quienes entregas un cheque y de quienes lo recibes.

8.- Verifica que los cheques recibidos no tengan tachaduras o alteraciones en ninguno de los datos.

9.- Revisa oportunamente los movimientos que aparecen en su estado de cuenta y reporta cualquier tipo de anomalía.

*Con información de CNN Expansión México.